APS: Experiencias que aportan felicidad a los aprendizajes

Este sábado 24 de febrero disfrutamos de una Jornada muy enriquecedora y llena de aprendizajes alrededor del Aprendizaje-servici

Momento de apertura

En la reuniones previas de preparación del encuentro, nos planteamos entre otros temas, la necesidad de proteger a los jóvenes de ciertos caminos que se van a encontrar a lo largo de su adolescencia y cómo puede el aprendizaje-servicio ayudarles, a través de sus proyectos, a la hora de tomar la decisión en una u otra dirección. Desde esta perspectiva pensamos esta Jornada. Cómo el aprendizaje-servicio  favorece el desarrollo integral de la persona, proporcionándole competencias para la vida, para desenvolverse y poder pensar críticamente. Aprender a ser, a conocer, a hacer y a convivir.

En la primera parte del encuentro, después del acto de apertura y bienvenida por parte de Juanjo Susín (Concejal de Deportes Inclusivos y Saludables, Políticas de Juventud, Infancia y Adolescencia.), Beatríz Santamaria ( Directora del Cefire de Torrent) y Sergio Ferrandis (coordinador del grupo territorial), fue Jaume Funés, un invitado de lujo, el que con su ponencia marco: La felicitat de aprender desconbrint que no estàn a soles, nos habló de la necesidad de aprender en relación con los demás. Fue aportando algunas claves a tener en cuenta a la hora de practicar una educación, que sea realmente significativa y que termine en un querer seguir aprendiendo por parte del estudiante. “El éxito viene cuando el alumnado termina su etapa educativa con ganas de querer seguir aprendiendo.”

En la segunda parte del encuentro dimos voz a los protagonistas, los estudiantes. Nos encontramos con unas chicos/as que eran estupendos comunicadores/as. De una forma sencilla y clara fueron contándonos sus proyectos y qué les habían aportado. Las experiencias seleccionadas este año, fueron proyectos premiados y finalistas de los premios nacionales de Aprendizaje-servicio impulsados por la REDAPS. Del colegio San Roc de  Alcoy, dos alumnas junto con sus profesoras contaron cómo su proyecto “Dona’m la mà” les ha llevado a querer seguir colaborando con Caritas como voluntarias en su tiempo libre. Las chicas del IES JAUME I de Burriana, desde su asignatura de APS, desarrollan por equipo distintas acciones de servicio, dándoles, según ellas, la oportunidad de ayudar a los otros a la vez que aprenden cosas de clase. Las chicas del Colegio El Armelar, alumnas ya universitarias, continuan con su compromiso social a través de distintos voluntariados, destacando la importancia que tuvieron todos los proyecto APS por los que pasaron, aportándoles, la necesidad de participar de los problemas sociales que les rodean. Por último, el alumnado de las Escuelas de San Jose con su proyecto APS, desde el modelo de integración social, nos contó cómo pudieron conocer mejor su profesión a la vez que ayudaban a los colectivos que se van a encontrar en el futuro.

La jornada se cerró con la presentación por parte de Roser Batlle miembro de la Red Española de Aprendizaje-servicio, del dossier de Impacto social del aprendizaje-servicio detectado por la comunidad. Un dossier realizado a partir de la reflexión de 22 entidades sociales que o bien participan en proyectos o bien los impulsan. Fue interesante hablar sobre el impacto social que se produce, ya que normalmente se suele evaluar y cuantificar en menor medida y con ellos podemos ver la transformación real de las acciones de servicio. Ana Valentin de SeoBirdLife participó como entidad que colaboró en esta reflexión y contó sus proyectos de ApS que realizan con centros educativos. 

Otro año más terminamos con energías renovadas y con la satisfacción de seguir promoviendo una metodología educativa que es algo más, que transforma a muchas personas interesadas en la educación y que lo ponen en practica y contagiando a su entorno más cercano. Haciendo la comunidad APS más grande.

Sergio Ferrandis Tébar

Grup Territorial APS Comunitat Valenciana.